LA CRISIS Y EL HAMBRE

Los Objetivos del Milenio (ODM) han sido impactados por la crisis especialmente los relacionados con el hambre, la salud infantil, la salud materna, el acceso al agua potable, la igualdad de género y el control de las enfermedades.

53 millones de personas continuarán en la pobreza extrema aunque según el informe Global Monitoring Report 2010, The MDGs after the Crisis, la cifra podría subir en el 2015 a 920 millones.

El pesimismo es evidente respecto del cómo saldremos de la crisis y cuánto más daño causará a la humanidad. Para responder a esta y otras interrogantes no basta con la estabilización macroeconómica. El problema va mas allá  de lo que uno se puede imaginar. No se trata de llegar a objetivos determinados cuando una inesperada crisis tan profunda sigue golpeando no solo a los más pobres sino también a los países emergentes. Es imposible conjugar los verbos pobreza y codicia, como es irrelevante escuchar las voces de aliento cuando el mundo se desmorona.

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.
Anuncios