PROTESTAS POR TODO EL PERÚ

Cuando un gobierno hace frente diariamente a protestas, levantamientos, cierre de carreteras y otros actos de alteración del orden, es que algo no funciona como debería funcionar.

Los actos de corrupción ya no son acotados a una capa delincuencial determinada, hoy se extienden a todo lo largo y ancho de las capas sociales, con el uso intensivo de mecanismos que en muchos casos logran prolongar o anular los actos de la justicia. La corrupción se extiende a los estratos sociales más privilegiados, dejando un halo de impudicia. Otrora se sabía que ciertos ámbitos de las ciudades del Perú, como es el caso de Lima, era mejor no circular, pues los hampones, delincuentes y maleantes podían ejercer su “ley”; hoy no existe calle, avenida, distrito que se salve del robo simple, de un crimen al paso, de un asalto domiciliario, de un secuestro. Sectores como el de San Isidro o Miraflores, donde hace 30 años se podía circular con seguridad hoy no se sabe que acción contra la vida podría suceder, sin tener en cuenta la hora.

Ciertamente el Perú sufre en los últimos años una ola delincuencial como nunca se haya visto jamás. Esta lacra es propalada por los noticieros digitados como noticias, utilizando los “reportajes” como documentos doctorales del periodismo, cuando no es más que una afrenta a su profesionalismo, dejando de lado lo sustantivo del acontecer nacional e internacional con el propósito aparente de embrutecer más a la gente o simplemente de abonar el campo delincuencial con escenas donde personas públicas (políticos, artistas, oficiales policías, etc.) son el centro de la atención nacional.

A esto hay que sumarle las improcedencias de la gobernabilidad, donde la ley es papel mojado en tinta, los derechos son juegos del poder y la justicia un chiste cruel. El Perú tiene otra cara, la cara interna que las autoridades no quieren mostrar o no quieren cambiar, con el agravante que la vida se hace cada día más insufrible y los delitos más tolerables. En las últimas semanas se dejó en libertad a una terrorista estadounidense; un ex dueño de un canal de televisión fugó del país , y hace 4 días otro más siguió sus pasos, sin olvidar el caso de un joven holandés sindicado como criminal de una joven de 21 años. Pues bien, tanto el criminal como la terrorista desean purgar cárcel en su país de origen y hasta Bill Clinton en su visita a Lima fue complaciente con la petición de la susodicha terrorista; las autoridades peruanas contemplan esta posibilidad como solución dejando a las leyes peruanas inermes frente a su acción y ejecución de las sanciones en territorio nacional con el consiguiente desprestigio y falta de autoridad. La misma solicitud la hizo el holandés.

Para rubricar la lenidad de estas acciones, la empresa minera DRP solicitó 700 años (según el Primer Ministro Velásquez Quesquen) para pagar su deuda al estado peruano la cual asciende a S/: 760 millones unos US$ 268 millones. Los abogados de Ira Rennert saben que deben iniciar las operaciones de producción el 24/07/10, y que, de no ser así, se procederá al cierre de las operaciones de dicha compañía minera.  A causa de este hecho los trabajadores de la minera evitarán el transito vehicular en La Oroya, y como respuesta el mismo Alan García Pérez dijo que los trabajadores tienen derecho a protestar contra la minera Doe Run Perú (DRP) pero no a bloquear la carretera Central a la altura de La Oroya (Junín).

Por este motivo la Defensora del Pueblo, Beatriz Merino, exhortó a los trabajadores de DRP a dialogar y no bloquear carreteras, y expresó, “Como Defensora del Pueblo quiero hacer una invocación personal para que este conflicto se resuelva por el camino pacifico, del dialogo, para que se evite la violencia y el bloqueo de carreteras que solo perjudica el derecho de transporte de seres inocentes que nada tiene que ver con el conflicto”.

El 14 de junio más de 3,500 trabajadores de la empresa DRP iniciaron una huelga indefinida debido a que DRP no fija la fecha de inicio de labores, debido a que llevan 11 meses sin el inicio de la producción. El secretario general de los trabajadores indicó que no desean un enfrentamiento con el gobierno, que el problema es con la empresa; sin embargo se desentienden de lo que les obliga la ley, y es el no cortar la circulación vial en la carretera que une Lima con el centro del Perú.

El enfrentamiento entre el gobierno y DRP es evidente, puesto que habiendo recibido todas las facilidades para subsanar sus incumplimientos legales, técnicos y financieros con el Estado, persiste en dilatar sus obligaciones pretendiendo generar de esta manera una exculpación de sus deudas, el incumplimiento de las normas ambientales y/o la burla al Estado Peruano.

No solamente son los trabajadores de DRP los que inicia la semana con una toma de carreteras y paralizaciones, también el centro y sur del país siguen esta misma senda. El 17/06/10 los departamentos de Ayacucho, Madre de Dios, Cusco, Puno y Arequipa paralizarán como protesta a la exportación del gas de Camisea y por que el gobierno no asegura la demanda interna. Esta paralización será por 24 horas, mientras que la provincia de La Convención, donde se única el yacimiento de gas del Camisea, paralizará 48 horas. Esta demanda incluye la nulidad del contrato de exportación del gas y el retiro de la empresa Transportadora de Gas del Perú . A este paro se plegarían Tacna, Ilave (Puno) y Lima (CGTP) .

A estas paralizaciones se agrega un caso fuera de lo común: 22 mil familias de pescadores artesanales de la Bahía de Sechura (Piura) exigen el retiro de la compañía petrolera Corporación Savia Perú S.A. debido a que la compañía no tiene licencia para operar.

El miércoles 16 los algodoneros de Pisco (Ica) realizarán un plantón  con la posibilidad de hacer una marcha hacia Lima; también la provincia de Espinar definirá realizar actos de protesta en contra del proyecto Majes-Siguas II para el 17/06/10. Por ultimo los trabajadores de la hidroeléctrica de Inambari interrumpirán labores en Carabaya los días 17 y 18 de junio incluyendo el bloque de carreteras por parte de las organizaciones sociales y las rondas campesinas, motivadas por el desacuerdo con la construcción de dicha hidroeléctrica.

Una cosa es vender la imagen de un país trabajador y responsable, otra es ocultar la  falta de liderazgo y sobriedad al gobernar. Una cosa es gobernar para los sectores emergentes, otra es hacer populismo y demagogia. Amplios sectores de la sociedad peruana no pasan por agua tibia la corrupción en el partido de gobierno , incluidos prominentes de sus dirigentes en las listas de los corruptos; nadie es ajeno a todo este espectáculo de la vida cotidiana cual si fuera una película surrealista.

Más Información
20/04/10 Perú y su realidad
06/04/10 Ayer fue Bagua, hoy es Madre de Dios
18/02/10 El Perú en peligro

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.
Anuncios