Santiago de Surco y las elecciones municipales 2014

 

M&A

 

 

 

 

Oscar Muñiz

 

En las últimas semanas el Alcalde de Santiago de Surco, Roberto Hipólito Gomes Baca (2011-2014) está muy activo, visitando urbanizaciones del distrito, tal vez por la proximidad de las elecciones municipales. Su gestión fue diferente a la de su antecesor Juan Manuel Del Mar Estremadoyro (2007-2011), actualmente con pretensiones políticas bajo la sombra de Fernán Altuve, quien intenta por segunda vez la alcaldía de Lima. La mayoría de los pobladores de Surco tienen en su memoria el más nefasto de los recuerdos de Del Mar,  y su equipo, por actos de corrupción.

El distrito de Santiago de Surco con 42 km2 de extensión, pero con las mismas tasas impositivas de otros distritos limeños más pequeños y con menor número de pobladores, está al servicio de un total de 272,690 habitantes (Densidad poblacional:  7,847.2 Ha/km2), es uno de los distritos más extensos de Lima, cuenta, según dato oficial, con 76,064 viviendas particulares (3.59 Ha/vivienda particular), de estas 13,946* viviendas no cuentan con servicio de desagüe y 10,555* viviendas no tienen alumbrado.

Santiago de Surco fue un distrito histórico, de donde nacieron otros distritos, como Barranco. Su modernización dio espaldas a su valor histórico, gastronómico y agrícola. No olvidemos que hasta la década de 1960, se veía por las calles del distrito transitar al ganado vacuno u ovino como también disfrutar de una excelente leche producida en sus establos, un buen vino original de uvas, tamales, fruta y variedad de dulces, y de las procesiones  religiosas que se realizaban todos los meses del año.

En la actualidad con el desarrollo y crecimiento de la economía, más de un ex dueño de tierras, que prefirió el metálico antes que la agricultura y la ganadería, seguirá lamentándose por tamaña insensatez que cometió hace algunos años atrás. Sabrá quién o quienes lo indujeron a semejante error. Es cierto, y lo decimos con el convencimiento que nos otorga la experiencia, porque sabemos que la agricultura es el cimiento de la vida y de la renovación de ella, sin ella el mundo se desvanece. Eso le sucedió a Santiago de Surco. En el último medio siglo, desapareció la vida, pues sus pobladores no supieron administrar su riqueza agrícola y ganadera, ni sus costumbres, mucho menos su herencia cultural.

El día de hoy, contrastando lo perdido con lo que posee, la deuda con la historia distrital es inconmensurable. El hecho de haber desaparecido la agricultura y ganadería condujo al distrito a renovar las fuentes de sus ingresos. Las grandes firmas comerciales, los centros financieros, reemplazaron de un tajo al comercio tradicional. Los conglomerados recreacionales, de vivienda, financieros o comerciales, se unieron, formando islas que solo el progreso moldearía conforme pasara el tiempo, y porque no decirlo, con ayuda de alguno de sus alcaldes corruptos.

No hay peor propaganda para el gobierno municipal que alimentar los desdenes de la clase media que vive y mora en las modernas urbanizaciones de Santiago de Surco. No decimos que la propaganda sea mala. Decimos que el gobierno municipal debería  incentivar el turismo. Estar al tanto de lo que hace o deje de hacer el Alcalde es un deber ciudadano, pero primero debe ser asegurar el futuro de la población.

Sabemos que nada es gratis, como también sabemos que existen bolsones de miseria en el distrito, a los que hay que ayudar.

*Calculo M&A

 

 

 

Mas para leer

 

La corrupción en la alcaldía del distrito de Santiago de Surco-Lima_Peru 

 Tiempo perdido para el distrito de Santiago de Surco-Lima-Peru   

La incapacidad de administrar del alcalde de Santiago de Surco    

El ambiente político en Santiago de Surco 

Santiago de Surco: denle una oportunidad Santiago de Surco: inseguridad ciudadana 

Santiago de Surco: inseguridad ciudadana 

Anuncios