Perú: Las medidas económicas y el Ministerio del Medio Ambiente

 

DP

 

 

 

 

Oscar Muñiz

 

 

Sabemos que el crecimiento económico y el medio ambiente se encuentran íntimamente relacionados, el primero de ello porque no trae ningún beneficio al segundo y porque el segundo provee sus riquezas al que ya las tiene. Esto pasa en todo el mundo. Para menguar el daño se ambiental hace uso de la tecnología. Su uso en muchos casos es inalcanzable, no solo para las entidades privadas sino para los Estados.

Es posible que de aquí surgió la implementación de las sanciones ejecutadas por el Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental (OEFA), pero al final de cuentas resulto un exceso pensar que con multas impagables iban a frenar el daño ambiental. No fue así.

Hubo semanas de debates, confrontaciones y dudas entre los ministros, pues el asunto era bajar los ímpetus del ministro del ambiente y su óptica que a mayor multa menos impacto ambiental. Sabíamos que el ministro Pulgar Vidal tenía todas las de perder, el es abogado con una especialización en derecho ambiental, mas no tiene formación de un especialista en recursos naturales. De ahí su ligereza de lengua, lo cual es un atributo, mas no un valor añadido para el manejo del medio ambiente.

En estas circunstancias, el Congreso de la Republica, aprobó la ley enviada por el Ejecutivo para reactivar la economía, pronunciándose sobre la cobranza de multas por la OEFA, regularizándose las funciones de la OEFA, reduciendo las multas ambientales a un 35% durante un periodo de tres años, plazo en que deberá priorizar la prevención y corrección de conductas. Esto no es suficiente pero es necesario para frenar los ímpetus de que la OEFA y el ministro del medio ambiente se crean el “centro universal del crecimiento económico y el medio ambiente”.

A todo esto debemos decir que los límites impuestos a las sanciones ambientales que aplica la OEFA es una buena medida. Aunque es lamentable que el Ministerio del Ambiente no tenga lineamientos de política ambiental  que le permita priorizar los problemas que se presentan en el sector, no basta contar con las multas, más aun cuando estas exceden con creces las posibilidades del sancionado.

Lo que debiera implementar el ministro del Medio Ambiente, es responsabilizarse de la actualización del inventario y evaluación integrada de los recursos naturales del Perú con fines de desarrollo socio-económico, así como efectuar los estudios sobre las relaciones existentes entre el hombre y el medio ambiente, proponiendo alternativas que hagan viable su preservación.

También debería renovar  y actualizar al Ministerio de Medio Ambiente para que sea el Corresponsal Nacional del Registro Internacional de Productos Químicos Potencialmente Tóxicos (RIPQPT) y ser el punto focal de la Red de Instituciones para la Formación Ambiental.

En lo que respecta a producción de los inventarios de los recursos naturales, estos deben ser actualizados con estudios de reconocimiento, semi detallado y detallados, en la totalidad del territorio del Perú; súmense a estos los estudios sobre medio ambiente y su cartografía. Recuérdese, que desde Enero-1993 esta tarea se interrumpió por la intromisión de fuerzas nefastas para el Perú.

 

Anuncios