Unas son de cal, otras de arena

Oscar Muñiz Corro

 

Nevado Pastoruri-Huaraz-Peru

Es sabido que en las últimas cuatro décadas el tema sobre ecología y medio ambiente cobro importancia, tal vez no solo por tratarse de los recursos naturales los cuales muchos de ellos no son renovables. También algunas disciplinas, como la economía, dieron un giro de 180 grados, para convertirse en una disciplina rectora cuando se trata de valorar tal o cual acontecimiento, en reemplazo del conocido método Beneficio/Costo.

Cuando se trata de valorar multidisciplinariamente el medio ambiente, la economía contribuye con un apoyo no solo metodológico, sino también académico y, cuando no, rector. La economía como ciencia social aglutina.

Existe una idea que fuera diseminada por un ex presidente de la republica peruana, el cual cada vez que tiene oportunidad no ceja de alabar el proyecto Chavimochic, aunque nunca utiliza un criterio como el de un planificador ambiental.

En el artículo “El calentamiento global, una bendición en el desierto… por ahora”   escrito por Nicholas Casey y publicado en el New York Times, deja entrever el errado propósito temporal en que se convierte la disponibilidad de agua en el desierto costero del Perú. Este asunto tratado en una evaluación de impacto ambiental nunca jamás podría relevarse a un segundo orden el contenido social y climático del asunto.

Aqui no queda el asunto. En otro país como España la preocupación por la falta de agua (sequia) constituye todo un real problema, y porque no decirlo, preocupación.

 

Lectura relacionada

Justicia y medio ambiente

Retrato de una España atrapada en la sequia

La sequia se agrava

Anuncios